BELA LUGOSI


Filmografia

El cuervo (The Raven) 1935

El cuervo Una mujer, conduciendo a gran velocidad, se sale de la carretera, y sufre graves heridas. Los médicos no pueden hacer nada por ayudarla. Desconsolado, su padre, el Juez Thatcher, pregunta si puede haber un último recurso. Los doctores les dicen que solo podría salvarla el Doctor Richard Vollin. Se pone en contacto con dicho doctor. Este es un apasionado de Edgar Allan Poe, y adora el poema El cuervo. Incluso tiene un museo repleto de objetos de tortura, como los descritos en las novelas de Poe. Al recibir la llamada del padre de la joven, le dice que lo siente, que ya se ha retirado, y que ya sólo se dedica a la investigación. No puede hacer nada por ayudar a su hija.

Thatcher no se rinde, y acude en persona a su casa para convencerle. Vollin se sigue negando, pero al oir que son los propios doctores quienes le han dicho que él es el único que puede salvar a Jean, la muchacha herida, su semblante cambia, y también su negativa. Accede a intentar salvar a la joven. Al entrar en el quirófano, y verla, sus ojos brillan, y cambia la expresión de su rostro. Se ha enamorado de ella.

Transcurre el tiempo. El doctor está en su casa, tocando el órgano, y una joven sentada frente a una chimenea. Es Jean, que ha logrado sobrevivir. El doctor se acerca, y por sus palabras, la joven nota que algo le sucede al doctor. El doctor parece intentar decirle algo. Por sus palabras, la joven empieza a intuir que Vollin siente algo más que amistad por ella. Pero Jane va a casarse con un joven médico.

La joven, bailarina, actúa en el teatro, y acuden todos a verla. Representan el poema de Poe El cuervo. La joven baila, y Vollin la mira entusiasmado. El juez, que está al lado del doctor, lo mira con pesar, y preocupado, al ver el entusiasmo de Vollin. Luego, al terminar la función, y ver como saluda a su hija, se da cuenta de que el doctor se ha enamorado de ella.

Thatcher visita a Vollin, para decirle que sabe sus sentimientos hacia su hija, y que no los aprueba. Como ve que Vollin se indigna, y que además, no se excusa por quererla, lo llama loco, y dice que su hija nunca será para el.

Mientras tanto, un delincuente, Edmond Bateman, anda por la calle, ocultándose. Acude a casa de Vollin para que le haga la cirugía estética y así pasar desapercibido. El doctor accede, a cambio de que él le haga un trabajo. Hecho el pacto, el doctor le opera. Sin embargo, el resultado no es el que pretendía el delincuente, pues el doctor le ha desfigurado medio rostro, para así tenerlo bajo su poder con la promesa de que si hace lo que él dice, le pondrá un rostro normal. El delincuente está en sus manos, y no tiene más remedio que obedecer.

El doctor, sintiendose herido y humillado, convoca una fiesta para vengarse de todos. Una vez en ella, hace pasar a Edmon Bateman como su criado, contando una historia inventada: que fue prisionero de guerra y que le torturaron vilmente. Entusiasmado, rememora a Edgar Allan Poe, del que es un gran admirador. El juez Thatcher ve en todo ello algo anormal, pues piensa que es rara tanta pasión.

La fiesta acaba y todos se van a sus respectivos cuartos a dormir. Pero el doctor es firme en su deseo de venganza, y con la ayuda de Bateman, intentará llevarla a cabo...

El cuervo El cuervo es una versión de Universal del poema de Edgar Allan Poe El cuervo. Esta vez a diferencia de otras adaptaciones de Edgar Allan Poe, hay un poco más de presencia del escritor y su obra, en este caso el cuervo pende protagonista invisible en la obra. El poema está presente en toda la película, en la obra de teatro se cita frases del mismo, en el momento inicial tiene protagonismo, y tanto en la pequeña estatua de un cuervo colocada en un pedestal en la oficina de Vollin como en esa noche de tempestad en la que los invitados escuchan por boca del doctor Vollin el poema, el cuervo, y el poeta, están presentes.

Desde principio a fin, el espíritu de Edagr Allan Poe envuelve El cuervo ayudado del juego de luces y sombras, sobre todo sombras y los objetos de tortura que Vollin ha fabricado inspirándose en la obra de Poe.

En este segundo trabajo con Boris Karloff, Bela Lugosi es en esta ocasión el malvado sin escrúpulos, el que pierde la razón, movido por sus deseos de venganza por el rechazo de la joven y del padre de ella. Boris Karloff es sin embargo esta vez una víctima, que se ve metido en la acción sin otra salida que la de obedecer al doctor.

En otras ocasiones, los personajes secundarios, a la vez que víctimas, suelen tener la comprensión del espectador, pero en esta ocasión choca bastante la actitud del padre de la joven. Cuando su hija está en peligro, no para hasta lograr la ayuda del doctor. Pero cuando ve que este se ha enamorado de ella, su actitud cambia instantáneamente, y de una admiración y gratitud, pasa a calificarlo de loco. Por lo visto el doctor Vollin era bueno para salvar a su hija pero no para tenerlo de yerno. Y aunque no necesariamente debería de haber consentido en el matrimonio porque no está obligado a ello, sucede que olvidando lo que hizo por su hija, pasa del respeto al desprecio más profundo. Cualquier hombre se sentiría ofendido, y en la mente tan alejada de los convencionalismos como la del doctor Vollin, con una libre manera de pensar que seguramente fue motivo fundamental del rechazo de su oferta por el padre de la joven (recordar que el padre de la joven era juez), solo encuentra una salida y es el acto extremo de la venganza.

El cuervo sigue siendo una gran película y de lo mejor del trabajo en conjunto de Bela Lugosi y Boris Karloff, y aunque para un servidor no llega a la altura de "Satanás" (1934) debe de estar lógicamente en la videoteca de cualquier aficionado al cine de terror clásico.

Director: Louis Friedlander. Intérpretes: Boris Karloff (Edmond Bateman), Bela Lugosi (Dr. Richard Vollin), Lester Matthews (Dr. Jerry Halden), Irene Ware (Jean Thatcher), Samuel S. Hinds (Judge Thatcher), Spencer Charters (Geoffrey), Inez Courtney (Mary Burns). Duración aproximada: 60 minutos.


DVD


El cuervoFintage. Coleccion Fantaterror. Formato 4:3 1.33:1. Sonido: castellano e inglés 2.0 mono. Versión original, doblada y subtítulos en castellano.

El cuervo se ve muy bien y se oye, dentro de las limitaciones del tiempo transcurrido, también bien, que es lo mejor que se le puede decir a una edición en dvd.

El cuervo-menú El cuervo


Creado el 20 noviembre, 2010.