HAMMER FILMS


Películas

Déjame entrar (Let Me In) 2010

Se están cometiendo unos extraños asesinatos que la policía piensa que son cometidos por un adorador de Satán. Mientras tanto, un niño ve como llegan unos vecinos nuevos a su bloque de pisos: un hombre con su hija. Mientras está en el parque la conoce, Abby, una niña extraña que no parece querer ser amiga de nadie, pero poco a poco se hacen amigos.

El niño en el colegio es acosado por un grupo de compañeros, y no sabe defenderse de ellos. Su amistad con Abby se hace cada vez más estrecha y descubre que es un vampiro.

Cuando Hammer Films cerró su puertas, nadie pensaba que volvería a abrirlas para seguir haciendo películas. Este es su primer largometraje, tras el debut, prescindible, de 'Beyond The Rave' emitido por Myspace, y que no auguraba muchas esperanzas de lo que podía ser capaz la productora.

Quiso debutar con un remake, algo que no parecía buena idea ni de prestigio, este del que hablamos, del original sueco de 2008 dirigido por Tomas Alfredson. Sin embargo lo que no parecía buena idea ni apuntaba muchas ideas por ser un remake, al fin y al cabo una copia de otra película, se consigue un film excelente, espectacular sin necesidad de muchas estridencias, y una historia bastante emotiva, sencilla, de amistad entre dos niños, uno un "raro" que no tiene amigos, ni madre aunque viva con ella, y que además sufre el acoso escolar de unos abusones, y una niña, vampira, igual que él, solitaria y sin amigos que cuando se conocen conectan y se hacen imprescindibles.

Déjame entrar

Los protagonistas están excelentes, conectan entre ellos y conectan con el público. Lo que parecía mala idea se convierte así en buena idea. A pesar de todo sigue siendo un remake, aunque como digo, de los buenos. Lógicamente se cambia el país y se sitúa en los EE.UU., en los años 80, con una ambientación ochentera muy lograda, y se muestra, de forma implícita, una extraña época que vivió EE.UU., durante el mandato de Ronald Reagan (culpable según muchos de todo esto) y es el llamado "pánico satánico", que se refería a las numerosas acusaciones de supuestas víctimas de crímenes y abusos satánicos, que se convirtió casi en una caza de brujas. Toda esta extraña historia que sólo puede ser comprensible en, o, para EE.UU., incluso dudo que alguien comprendiera esto, se refleja en la película, y en los crímenes que se suceden la policía piensa precisamente que es de un seguidor de Satanás. Las acusaciones reales se demostraron que fueron imaginaciones o autoengaños de gente inestable, pero la atmósfera de terror que ello conllevaba se refleja aquí en los extraños crímenes que se están cometiendo.

Terminando, no se si es la impresión general, pero es curioso que resulta más cercano ver una película con actores estadounidenses que una con los originales suecos, estando estos en el mismo continente que este que escribe. Debe ser puntual. Un buen debut de la Hammer.

Blu-ray

Director: Matt Reeves. Intérpretes: Kodi Smit-McPhee (Owen), Chlok Grace Moretz (Abby), Richard Jenkins (The Father), Cara Buono (Owen's Mother), Elias Koteas (The Policeman). Duración aproximada: 116 minutos.