La mujer de paja (Woman of Straw) 1964

Una enfermera (Gina Lollobrigida) que cuida a un millonario inválido (Ralph Richardson) recibe la petición de mano de este. Cuando el millonario muere, su sobrino (Sean Connery) y ella simulan que no ha muerto aún para poder recibir la herencia. Pero la policía entra en juego a investigar.

La mujer de paja

Producción británica dirigida por Basil Dearden basada en la novela de Catherine Arley, película de intriga negra sobre una pobre mujer a la que lían para recibir una herencia. La mujer es la italiana Gina Lollobrigida, que no parece la más indicada para un papel dramático como este de mujer sufriente y desdichada. Cada actriz tiene su propia personalidad y sin duda Lollobrigida no era tan buena actriz como para ocultarla y darle a su papel la credibilidad suficiente para hacerse pasar por enfermera ni por mujer doliente. No obstante, la película es buena, Lollobrigida era guapa y eso puede ayudar también, aunque no puede hacer olvidar que parece fuera de lugar aquí. Su papel de Lina en 'La mujer más guapa del mundo' (1955) le dió la fama, y en los años siguientes se convertiría en una actriz muy popular.

La mujer de paja

Junto a ella, Sean Connery, ya conocido por hacer de James Bond, que aquí daba un pequeño giro a su carrera para hacer de cursi niño rico que quiere el dinero de su tío. Hace un gran trabajo, por momentos le da a su personaje una prestancia pedante y cínica de alto nivel. Basil Dearden fue un director que dirigió una de las cinco historias de que se componía el misterio 'Al morir la noche' (1945). Junto a ellos, el millonario antipático y soberbio que le hace a todo el mundo la vida imposible, al que da vida el veterano Ralph Richardson, que debutó en el cine con la película de horror británica 'El resucitado' (1933) de T. Hayes Hunter, con Boris Karloff como el resucitado, película que se consideró perdida durante mucho tiempo pero se encontró una copia en 1969. Richardson llegaría a ser el guardián de la cripta en 'Condenados de ultratumba' (1972) de Freddie Francis para Amicus. Aquí hace un gran trabajo temible de persona tirana y antipática con los suyos.

Cuando la enfermera huye del millonario, se refugia en un pueblo de la Isla de Mallorca, que es un pueblo tan típico español de esos años que parece de estampa. Una buena película, con tensión y de misterio hasta el final, desde el punto de vista de este que escribe con las notas negativas mencionadas, pero además tiene una buena fotografía de Otto Heller, cuyos otros trabajos como 'El fotógrafo del pánico' (1960), dan muestra de su valía.

Duración aproximada: 122 minutos.

DVD