PELÍCULAS


Twice-Told Tales (1963)

Tres historias de época basadas en relatos del escritor Nathaniel Hawthorne protagonizados por Vincent Price:

El experimento del Dr. Heidigger

Dos ancianos, amigos desde hace años, conversan y beben en una noche lluviosa. El doctor Heidigger (Sebastian Cabot) recuerda a su prometida Sylvia (Mari Blanchard) fallecida hace 38 años, y la cual nunca olvidó y por ello nunca quiso conocer a otra mujer. Su amigo (Vincent Price) se sorprende de que le guarde tanta fidelidad y amor durante todos estos años. De pronto, cae un rayo sobre la puerta de la cripta de la muerta y ambos entran.

El experimento del Dr. Heidigger El experimento del Dr. Heidigger

El ataud se ha caido y al intentar levantarlo cae la tapa que lo cierra y se descubre el cadaver de Sylvia, el cual está incorrupto y sigue igual de bella que cuando estaba viva. Se sorprenden de que sea así y descubren que una gota que cae del techo de la bóveda, que se ha estado filtrando a través del ataud durante estos años, ha logrado mantener joven a Sylvia gracias a extrañas composiciones químicas de bacterias. El doctor extrae el agua y cree que puede rejuvenecer: se la bebe y rejuvenece al igual que su amigo. Y entonces se lo da al cadaver de Sylvia, la cual resucita.

La hija de Rappaccini

Un estudiante (Brett Halsey) ve desde la ventana de su casa la casa contigua, y conoce a Beatrice, una bella joven (Joyce Taylor) que vive con su padre (Vincent Price). Ambos nunca salen de la casa ni tampoco reciben visitas. Descubre que el padre es Giacomo Rappaccini, un antiguo profesor de la universidad donde estudia, que se fue de la universidad y nunca volvió a trabajar allí.

Vincent Price en La hija de Rappaccini La hija de Rappaccini

Pero nadie sabe que el profesor, por un desengaño sufrido por su mujer adúltera, hizo un experimento científico con una planta venenosa y su hija, a la cual convirtió en un terrible ser humano venenoso para los demás seres vivos y nadie puede tocarla, incluso Rappaccini debe usar guantes, pues su simple contacto produce la muerte.

La casa de los siete aguilones

El aristócrata arruinado Gerald Pyncheon (Vincent Price) y su esposa Alice (Beverly Garland) van a vivir a la casa familiar de los Pyncheon, habitada sólamente por la hermana de Gerald (Jacqueline deWit) una huraña mujer que no recibe de buen agrado la llegada de su hermano.

La casa de los siete aguilones La casa de los siete aguilones

Sobre los varones Pyncheon existe una maldición familiar hecha por Mathew Maulle (Floyd Simmons), que consiste en que morirán con sangre en la boca, la hermana se lo recuerda pero Gerald no le da importancia, porque quiere descubrir una cámara oculta que hay en la casa, que según la leyenda parece que tiene un tesoro. Una vez en la casa Alice comienza a comportarse de forma rara y descubre un medallón con una foto de una mujer idéntica a ella. Un día reciben la visita de Jonathan Maulle (Richard Denning) antepasado de Mathew Maulle. Cuando Jonathan ve a Alice se sorprende de lo que se parece a su anterior amor ya fallecida, la mujer del medallón.

***

Las historias de Nathaniel Hawthorne son adaptadas por Robert E. Kent, veterano guionista y escritor que ya hizo alguna inclusión en el género fantástico, aunque en menor cuantía, allá por los años 40 en dos comedias-horror producidas por RKO, donde salía Bela Lugosi con los cómicos Wally Brown y Alan Carney, 'Zombies on Broadway' (1945) y 'Genius at Work' (1946). Dirige Sidney Salkow, que codirigió 'El último hombre sobre la Tierra' (1964) junto a Ubaldo Ragona, coproducción de ciencia ficción posapocalíptica de Italia y EE.UU., protagonizada por Vincent Price.

Las tres historias de 'Twice-Told Tales' difieren bastante entre sí: de una pócima milagrosa que rejuvenece y resucita a los muertos se pasa a un experimento científico diabólico y termina con un cuento de casa encantada. Aunque son tres historias la duración de ellas es considerable. No alcanzan quizás la calidad de un relato de Edgar Allan Poe, que es más habitual que sea el protagonista con sus relatos de una película basada en historias cortas, y visualmente no hay mucha diferencia, con todo lo que ello conlleva de encanto y vistosidad de atrezzos y ambientaciones logradas. La última historia, 'La casa de los siete aguilones', quizás es algo confusa de seguir. La primera es una fantasía con malos efectos especiales pero todo tiene su encanto, estamos hablando de un estilo de hacer cine que se ha perdido, y 'La hija de Rappaccini', situada en Parma, Italia, es la más extraña y algo perversa. En general no hay ninguna mala y todas cumplen su función de misterios fantásticos y dramas.

DVD

Duración aproximada: 120 minutos.


Creado el 20 febrero, 2014.