Un grito en la niebla (Midnight Lace) 1960

El matrimonio Preston viaja por asuntos de negocios del esposo a Londres. La esposa, Kit, un dia que pasea bajo la niebla de Londres, oye una voz que la amenaza de muerte. Aterrorizada se lo cuenta a su marido, pero este la convence de que debió de ser una broma. Un dia al cojer una llamada de telefono, vuelve a oir esa extraña voz que la amenaza de muerte. Las llamadas se repiten, y el matrimonio decide ir a Scotland Yard a denunciar el caso.

La policia no se cree del todo el asunto, y piensa que es una invención de Kit para atraer la atención de su esposo. Este tambien empieza a dudar de la veracidad de esas llamadas, pues hasta ahora nadie ha podido escucharlas, excepto la propia Kit. Pero las llamadas se repiten una y otra vez. La señora Preston está a punto de perder la razón.

Doris Day en un thriller psicológico para Universal-International con todas las de la ley. Doris, actriz y cantante estadounidense más famosa por tener una larga lista de comedias dulces y rosas y musicales, cambia de registro totalmente esta vez, donde hace un trabajo excelente dando vida a una victima acosada por un demente. La llamada novia de america en su época, simbolo de la familia y de lo inocente, parece sufrir los castigos del destino por haber realizado esas peliculas familiares, inocuas, donde nunca pasaba nada y se vivia en un mundo fácil edulcorado con una musica más dulce todavia, apoyado por la voz y la sonrisa de la dulce Doris.

Parece que el demente debió haber visto unas cuantas de esas peliculas y decidió vengarse de Doris. Resulta curiosa la sensación de ver como esa pobre mujer recibe esos insultos por teléfono (que el espectador nunca oye) mientras exclama "que groseria, que de obscenidades me dice usted". La pobre novia de America aqui está en el mundo real, salida de su mundo rosa y se encuentra con un chiflado bastante peligroso. Su interpretación, dejando aparte esto que me ha salido que es facil de entender que es una broma, es estupenda. Termina desquiciada totalmente por esas llamadas. Además, apoyada por primeros planos valientes y casi suicidas donde se muestra el llanto y las huellas del sufrimiento en su rostro, marcado por la desgracia. Más de un actor ha tenido pesadillas con esos primeros planos en que debia mostrar su rostro al descubierto, vulnerable a las miradas del espectador. Unos se lo cubren con las manos, otros intentan buscar otra salida, pero aqui hay una muestra descarnada del dolor. Esta mujer es una verdadera heroina rodeada de sapos y serpientes.

La excelente interpretación de Doris Day es apoyada por un equipo que logra un magnifico trabajo: la preciosista fotografia de tonos pastel de Russell Metty, que por momentos adquiere tonalidades tenebrosas, por la que recibió una nominación a los Oscar de ese año; la musica de Frank Skinner, compositor asiduo de la Universal, y la dirección impecable de David Miller. Rex Harrison, como marido de Kit, y John Gavin, que da vida a un constructor de obra, forman un duo estelar, arropado por secundarios igualmente perfectos en su papel como Roddy McDowall o Mirna Loy, en esta historia con un buen guión de Janet Green e Ivan Goff, basada en la novela de Janet Green 'Matilda Shouted Fire'.

Un grito en la niebla (Midnight Lace) 1960. Director: David Miller. Intérpretes: Doris Day (Kit Preston), Rex Harrison (Anthony 'Tony' Preston), John Gavin (Brian Younger), Myrna Loy (Aunt Bea), Roddy McDowall (Malcolm), Herbert Marshall (Charles Manning), Natasha Parry (Peggy Thompson). Duración aproximada: 110 minutos.

Creado el 03 diciembre, 2010.